viernes, 26 de diciembre de 2014

"Tampoco para Peña Nieto debe haber festejos" dicen padres de normalistas

Foto Roberto García Ortiz
Por Arturo Sánchez y Fernando Camacho | La Jornada

Los padres de los normalistas de Ayotzinapa desaparecidos hace casi tres meses realizaron el miércoles un mitin en las inmediaciones de Los Pinos para decir al presidente Enrique Peña Nieto que "si no hay Navidad para nosotros, tampoco para él", en una jornada que incluyó otras movilizaciones solidarias en varios puntos del Distrito Federal.

Bajo la lluvia, poco después de las 7 de la noche empezaron la protesta en calzada Chivatito, casi esquina con Reforma, pues si bien su idea era llegar a Los Pinos, se encontraron con alrededor de 200 granaderos que les bloquearon el paso.

"Desde este micrófono queremos decir a Peña Nieto que en cada momento de esta noche va a recordar las imágenes de los jóvenes desaparecidos, porque no ha cumplido su promesa" de localizarlos, dijo uno de los padres de los normalistas.

"Esta es la manera en que el presidente de la República cumple su palabra de hacer justicia. Pero en cada momento le hemos dicho que si nosotros no teníamos Navidad, él tampoco", afirmó otro de los familiares de los estudiantes.

Advirtieron que si las autoridades no presentan a los normalistas, volverán a marchar este viernes, cuando se cumplen tres meses de la desaparición de sus hijos, y regresarán el último día del año a Los Pinos para "exigir al gobierno que cumpla".

En tanto, la comunidad eclesial del Movimiento por la Paz y el Congreso Popular Social y Ciudadano del Distrito Federal realizó una oración pública por los normalistas desaparecidos y asesinados de Ayotzinapa, con un llamado a pasar "de la indignación a la digna acción".

La religiosa María de Jesús Zamarripa Guardado, de la Compañía de María, y dos sacerdotes dirigieron las oraciones ante más de centenar y medio de personas que se concentraron al pie del Ángel de la Independencia. Uno de los curas dijo que ha sido constante el reclamo de sus feligreses a "que no seamos cobardes y salgamos a acompañar la indignación de la gente".

Con pancartas en las que subrayaron que el responsable de la agresión "fue el Estado", rezaron por que no se repitan casos como éste. "La finalidad de esta acción fue solidarizarnos con los familiares y compañeros de los jóvenes de Ayotzinapa y seguir exigiendo al gobierno que haga justicia. Queremos que aparezcan con vida y que se castigue a los responsables", subrayó María de Jesús Zamarripa.

Casi a la misma hora se realizó una manifestación en el Zócalo para externar su solidaridad con los normalistas de Ayotzinapa y pedir a la población que no olvide los múltiples agravios que ha sufrido la sociedad mexicana.

Guadalupe Vélez de la Rosa, integrante de la otra campaña, explicó que por quinto miércoles consecutivo personas de diversos colectivos se reunieron en la Plaza de la Constitución para llevar a cabo este tipo de acciones, cuyo propósito es "tocar la memoria de todos".

(Con información de Blanca Juárez y Ángel Bolaños)