martes, 9 de agosto de 2016

Panamá: “Hay que salir de las fábricas y luchar contra el modelo”

Foto Gerardo Iglesias | Rel-UITA
Sitrafcorebgascelis inmerso en nuevos proyectos sindicales y sociales

Por Giorgio Trucchi | Rel-UITA

Panamá sigue viviendo en un espejismo de bienestar generalizado. Alejandro John, secretario general del Sitrafcorebgascelis (1), uno de los sindicatos mejor organizados y combativos del país, dijo a La Rel que la realidad es muy diferente. “Somos el país con el mayor crecimiento económico de la región centroamericana y el segundo en desigualdad. ¿Adónde va toda esa riqueza?”, se pregunta.

-¿Dónde se ha concentrado el trabajo del Sindicato en el último año?
-Nos hemos enfocado tanto en el tema laboral como en el social. En lo laboral, el pasado 27 de julio hemos iniciado la negociación de un nuevo convenio colectivo con Coca Cola FEMSA y, por el momento, el proceso sigue sin mayores problemas.

Además hemos dado un paso muy importante al conformar la Federación Unitaria de la Clase Trabajadora (FUCLAT), que se propone aglutinar a trabajadores y trabajadoras de diferentes ramas. Actualmente reúne al Sitrafcorebgascelis y al STICP (2) de Cervecería Nacional (SABMiller).

El objetivo es fortalecer la unidad sindical a partir de una visión distinta de la que ha marcado al sindicalismo durante las últimas décadas: muy elitista, deslindado totalmente de la responsabilidad social con los trabajadores y muy condescendiente con los gobernantes de turno.

Queremos hacer algo nuevo a partir de nuestra experiencia y compromiso sindical y social.

-El Sitrafcorebgascelis siempre se ha caracterizado por su fuerte compromiso social.
-El sindicalismo no puede quedarse encerrado en cuatro paredes. Tiene que salir a las calles y luchar para cambiar este modelo que atenta contra la clase trabajadora.

Panamá mantiene uno de los primeros lugares en América Latina y el primero en Centroamérica en cuanto a crecimiento económico. Sin embargo se ubica en segundo lugar en desigualdad, solamente detrás de Haití. El 36,8 por ciento de la población aún vive en pobreza y el 16,6 por ciento está en situación de pobreza extrema.

Un nuevo sindicalismo
Independiente, combativo, solidario

Esto quiere decir que en nuestro país no hay una redistribución equitativa de la riqueza y que todos estos grandes edificios que se siguen construyendo en el malecón y que para muchos simbolizan el desarrollo, arrastran consigo grandes bolsones de pobreza. 

También hay serios problemas relacionados con la deserción escolar, el desabastecimiento de medicamentos en los hospitales y los intentos para reformar la Caja del Seguro Social. En este último caso, el gobierno pretende subir nuevamente la cuota y la edad de jubilación.

Además ya anunció reformas al Código Laboral que podrían afectar los derechos adquiridos de las y los trabajadores. Estas y muchas otras son las causas fundamentales por las cuales nuestra organización emprende con mayor fuerza la lucha social en las calles.

Contra el desabastecimiento de medicamentos, la crisis de la educación, el proyecto de reforma del Seguro Social, el saqueo de los recursos naturales y la construcción de megaproyectos ya nos hemos movilizado a nivel nacional, hasta con el cierre de carreteras.

Asimismo, nos hemos solidarizado con las luchas regionales. Junto con otras organizaciones hemos organizado un acto en nuestras oficinas con Bertha Zúniga, hija de Berta Cáceres, la dirigente indígena hondureña asesinada por su compromiso contra este modelo explotador.

Bertha nos contó la lucha que su familia y el Copinh (3) llevan adelante para lograr justicia, rompiendo el muro de impunidad. Nos solidarizamos con esta lucha.

-Un sindicalismo, entonces, que va más allá de las negociaciones internas con la patronal.
-Nos estamos enfrentando a un sistema, a un modelo que nos excluye. Si como organizaciones sindicales, sociales, populares no frenamos este sistema que acumula y concentra riqueza, la recaída sobre la sociedad va a ser desastrosa.

Ya estamos viendo los efectos con estos intentos de reformas que traerían más pobreza y exclusión a la población, en particular a los pueblos originarios de nuestro país. Como sindicatos debemos involucrarnos en estas luchas frente al modelo neoliberal.

-En noviembre se llevará a cabo la XV Conferencia Regional Latinoamericana de la UITA. ¿Cuáles son vuestras expectativas?
-Nos sentimos muy orgullosos de pertenecer a la UITA y la Felatrac, y somos testigos del trabajo que han realizado en la región.

Ahora se trata de unirnos y fortalecernos aún más, en vista de librar nuevas batallas para que la riqueza que produce la clase obrera quede a disposición de las y los trabajadores, y sirva para lograr mejores condiciones de vida.

1 Sindicato Industrial de Trabajadores de la Fabricación y Comercialización de Refrescos, Bebidas, Gaseosas, Cervezas, Licores y Similares
2 Sindicato de Trabajadores de la Industria Cervecera en Panamá
3 Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras

Fuente: Rel-UITA