sábado, 20 de junio de 2015

Costa Rica: A juicio seis luchadores y luchadoras por defender la Seguridad Social

Por Radio 8 de octubre

El próximo 24 de junio de 2015 tendrá lugar la audiencia preliminar de un juicio penal en contra de seis personas que participaron en noviembre de 2012 en una manifestación en defensa de la Seguridad Social en Costa Rica.

Golpiza con saldo de 35 arrestos

El 08 de noviembre de 2012 cientos de personas de distintas comunidades de Guanacaste y de Occidente del Valle Central en Costa Rica se movilizaron para exigir que se detuvieran los recortes en los servicios de salud en sus comunidades, los cuales ya habían ocasionado varias muertes que pudieron haberse evitado si los servicios de salud se hubieran estado suministrando de la forma correcta. Esta manifestación fue apoyada por diversas organizaciones y activistas costarricenses preocupadas y preocupados por el futuro de la seguridad social en este país.

La manifestación inició a las 9:00 a.m. formando una columna que marchó sobre la Avenida Segunda de San José, una de las principales avenidas de la ciudad capital, desde el Hospital San Juan de Dios hasta las oficinas centrales de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS), para solicitarle a la Dra. Ileana Balmaceda, Presidenta Ejecutiva de la CCSS, en ese momento, que recibiera un pliego de peticiones. Ante la negativa de la Dra. Balmaceda de recibir una comisión con el pliego de peticiones, la gente se concentró frente a las oficinas centrales de la institución.

Al ser aproximadamente las 11:30 de la mañana, un nutrido grupo de antimotines, bajo las órdenes de Celso Gamboa (ex-Viceministro de Seguridad durante el periodo de Laura Chinchilla), se desplegó sobre la Avenida Segunda y sin ningún tipo de advertencia arremetió de manera violenta contra las y los manifestantes, entre quienes había niñas, niños y personas adultas mayores. Este día fueron detenidas treinta y cinco personas y hubo gran cantidad de personas heridas a manos de la Fuerza Pública.

Tras de cuernos, palos

Las y los manifestantes no solamente fueron arrestados y arrestadas sino que muchas y muchos de ellos fueron enjuiciadas y enjuiciados en los tribunales de Flagrancia y Contravencional siendo absueltas y absueltos de toda pena y responsabilidad.

Sin embargo, en este momento, está a punto de iniciarse un proceso penal contra seis personas que participaron en dicha manifestación, quienes son: Luz Marita Arce Soto, estudiante de Trabajo Social de la Universidad de Costa Rica; Adrián Jaén España, profesor universitario y miembro del Partido Revolucionario de las y los Trabajadores; Luis Diego Retana Solano, también estudiante de Trabajo Social de la Universidad de Costa Rica; Luis Alberto Salas Sarkis,pensionado, ex - Secretario General de la Unión de Empleados del Instituto Nacional de Seguros (UPINS) y miembro del Partido Vanguardia Popular; Denis Solís Cruz, profesor de educación secundaria y miembro de la Asociación Nacional de Segunda Enseñanza (APSE) y Mario Alb.Villalobos Arias, profesor universitario, miembro del Sindicato de Empleados Universidad de Costa Rica (SINDEU), de la Asociación Costarricense de Derechos Humanos y del Centro de Amigos para la Paz.

A Luz Marita Arce y a Mario Alb. Villalobos se les acusa supuestamente de obstruir la vía pública y de lanzar piedras contra los oficiales de policía; a Adrián Jaén se le acusa de resistencia y de golpear con el codo a un policía, a Luis Diego Retana de lanzar piedras y basura a los policías y de obstruir el tránsito; a Luis Alb. Salas Sarkis de obstruir la vía con un vehículo y de instigar a las y los manifestantes a seguir bloqueando la vía; a Denis Solís Cruz se le acusa de golpear los escudos de los policías “al estilo karateca”; todos y todas bajo el Expediente Penal No. 12-005760-0648-PE en la Unidad Especializada en Trámite Rápido del Ministerio Público.

En este momento, diversas organizaciones sociales, denunciamos que estamos frente a un juicio político que claramente busca criminalizar el legítimo derecho a la protesta de estas personas al acusarlas penalmente. Este juicio es un acto de violencia que presenta ante la opinión pública a estas personas como si fuesen delincuentes para que sirva de ejemplo hacia la población procurando que no se manifieste ni proteste por temor a las represalias.


Por tanto exigimos a la Fiscalía General de la República retirar la acusación contra las seis personas acusadas por la misma debido a que en la etapa indagatoria no se verificó que la y los manifestantes detenidos e indagados estuvieron cometiendo ningún acto violento contra la Policía, siendo que la violencia que presenciamos ese día 08 de noviembre de 2012 fue provocada por la misma Fuerza Pública, acto repudiado con una gran Marcha Nacional de Repudio a la Represión, una semana después de los hechos de violencia, el 15 de noviembre de 2012.

Al mismo tiempo hacemos un llamado a la opinión pública nacional e internacional para que se pronuncie sobre este y otros casos que en este momento existen de criminalización de la protesta social en Costa Rica enviando cartas y pronunciamientos.