domingo, 10 de agosto de 2014

Venezuela: Presidente Maduro ratificó su compromiso con la clase trabajadora

AVN
Por AVN

Este sábado el presidente de la República, Nicolás Maduro ratificó su compromiso como presidente obrero a los trabajadores de la ciudad, del campo y de la pesca a quienes consideró "protagonistas de los grandes cambios económicos de la sociedad en los tiempos actuales y de los que han de venir".

Durante su intervención en el I Congreso Nacional de Trabajadores y Trabajadoras de la Ciudad, del Campo y de la Pesca, realizado en el estado Vargas, el mandatario recalcó la importancia de este evento como oportunidad para debatir la acción unitaria para el fortalecimiento del poder popular.

"Hace tiempo soñábamos con instalar este congreso para asumir el compromiso y las tareas del momento histórico, y mantener la adhesión comprometida de los trabajadores de nuestra patria con el proyecto revolucionario del socialismo del siglo XXI", dijo el mandatario en transmisión nacional de radio y televisión.

Maduro aprovechó la oportunidad para rememorar las luchas que encarnaron las clases trabajadoras antes de la llegada de la Revolución Bolivariana. "No tenía poder, no tenía fuerza, no existía. Sólo éramos pequeñas corrientes sindicales, pequeñas organizaciones de resistencia, en contra de las injusticias de la burocracia", refirió.

Recordó que gracias a la rebelión militar liderada por el comandante Chávez el 4 de febrero de 1992, pudieron "detener la reforma neoliberal que pretendían imponer (en la cuarta República) para despojarnos de los derechos laborales".

Desde entonces "la clase obrera ha cumplido etapas sumamente importantes con sus distintas formas de trabajo, métodos y organización", entre las que mencionó la lucha por la defensa de las prestaciones sociales y el proceso popular constituyente, "para hacer la constitución más democrática y sabia de la historia de la patria".

Asimismo, el debate de la construcción de un nuevo sindicalismo y la creación de la Unión Nacional de Trabajadores (UNT), para luego participar en la conformación del Gran Polo Patriótico (GPP).

Señaló que "hace falta construir un nuevo movimiento obrero" y un nuevo sindicalismo socialista "que esté verdaderamente comprometido con la patria y con las amplias mayorías", recalcó y al tiempo dijo que tomará en cuenta la palabra de los dirigentes de base "para ir al encuentro con las fuerzas productivas del país".

El presidente recordó que la mayor muestra de lealtad del comandante Chávez con la clase obrera fue la firma de la Ley Orgánica del Trabajo, los Trabajadores y las Trabajadoras (LOTTT). "El comandante jamás le falló a los trabajadores y terminó haciendo su mayor esfuerzo para estampar la firma en esa Ley", dijo.

Recalcó que la LOTTT debe ser el instrumento diario de los dirigentes de la clase obrera y orientó a que deben "estudiarla y luchar para su aplicación, porque lo peor que le puede pasar a la revolución es que las leyes revolucionarias fueran letra muerta".

El mandatario llamo a los trabajadores a construir un nuevo modelo económico donde posean un papel protagónico y al respecto informó que espera propuestas concretas que permitan enfrentar las dificultades económicas "producto de la guerra económica desarrollada por sectores de derecha".

Preciso que la opción de la burguesía "es que le entreguemos el poder al Fondo Monetario Internacional (FMI) y que vuelva a gobernar Fedecámaras. La otra vía es la del Plan de la Patria, de crear el nuevo modelo económico socialista con la clase obrera como protagonista. Vamos pues por la vía del socialismo productivo", exhortó.

Instó a la clase obrera a recuperar toda empresa "que un burgués paralice y cuente con la inversión necesaria para avanzar en eso. Cuente la clase trabajadora con este presidente obrero", subrayó.

El jefe de Estado anunció que la próxima semana se instalará el Consejo de Gobierno Popular de la Clase Obrera "que tendrá alcance en cada estado del país y se encargará de la resolución de los problemas de producción en el territorio nacional", lo que consideró la instancia es más importante "para lograr lo que yo he planteado un sacudón del Estado, una Revolución dentro de la Revolución".

Entre las tareas del Consejo estarán contrarrestar la especulación con la constitución de empresas organizadas por los trabajadores, con el fin de garantizar precios justos en los productos y determinar qué empresas necesitan subsidios para impulsar la producción nacional.

"Problema que detectemos, problema que le caemos encima. Yo necesito el apoyo de ustedes, necesito una compañía mas cercana de la clase obrera para llevar adelante la Revolución Bolivariana y construir el futuro de nuestros hijos", expresó.

Asimismo anunció la aprobación del Consejo Nacional para el Gobierno Popular Indígena, propuesta realizada por 21 pueblos indígenas que participaron en el Congreso por el Socialismo y la Erradicación de la Pobreza, que se llevó a cabo en el Parque Andrés Eloy Blanco en Maturín, estado Monagas.

La aprobación de esta propuesta tiene como fin "materializar el legado de los héroes y heroínas indígenas para la defensa de los territorios y las culturas y tradiciones" de los 35 pueblos indígenas venezolanos.