miércoles, 21 de mayo de 2014

Honduras: Nuevos desalojos en el Bajo Aguán

defensoresenlinea.com
Por Sandra Rodríguez | Defensores en Línea

A tres años de la desaparición y asesinato de cuatro campesinos en el Bajo Aguán, pobladores de Ocotes Altos y el Mochito, Trujillo, Colón, exigen al terrateniente Reynaldo Canales y autoridades correspondientes, les diga el paradero de sus compañeros, y se castigue a los asesinos.

La protesta se realizó mediante una toma de tierras en la finca el Mochito, desde ayer a las nueve de la noche, y hace unas horas fueron desalojados por miembros del comando Xatruch III, a cargo del Coronel René Jovel Martínez.

Hoy a mediodía, llegó el coronel René Jovel Martínez, con unos 25 militares y cuatro policías, además guardias de seguridad privada que rodearon la zona. Había un comando militar, una ambulancia del ejército, dos vehículos de los militares y uno de la policía, y les dijeron saber que andaban gas lacrimógeno. Por lo se nombró una comisión de diálogo.

Miembros del Observatorio Permanente de Derechos Humanos, OPDH, están en el lugar, donde se exige que se haga justicia ya que desde hace tres años, familiares, amigos y compañeros de los cuatro hombres, pues no han tenido respuesta de autoridades judiciales, pese a las constantes denuncias por desaparición y asesinato, que han realizado.

Carlos Moncada, en representación del terrateniente, dijo que para dar respuesta a las desapariciones y asesinatos de campesinos en tierras de la finca El Mochito, hay una unidad de investigación, por lo que deben esperar a que se desarrolle el respectivo proceso, lo que no dejó satisfechos a los y las manifestantes, denunció la coordinadora del OPDH, Martha Arnold.

Seguimos exigiendo que se respete el derecho a la vida, ya que desde el 16 de abril del 2011, Tarín Daniel García y Carlos Alberto Canales, desaparecieron en los terrenos de la finca El Mochito, propiedad de Reynaldo Canales, y tres días después aparecieron sin vida, con señales de tortura, y el cuerpo de Tarín, estaba sin cabeza, denunció el grupo.  

Y en ese mismo año, Olvin Gallegos y Segundo López, entraron a ese mismo lugar, donde tienen un camino de pasada, ya que se les avisó que había una toma, pero era un atrampa. Según testigos, los guardias de seguridad privada, los agarraron y desde el 28 de mayo del 2011, no se volvió a saber nada de ellos, declararon los manifestantes.

Entre 100 y 120 personas permanecieron en la toma de carretera y recuperación de tierras, quienes no tienen donde vivir o cultivar, por lo que también exigen la adjudicación de parcelas.

Pero fue hasta hoy en la mañana, que salieron a la carretera, donde en un puente, han colocado una manta que los identifica como “Movimiento Campesino el Mochito”, pero le pondrán el nombre de una de las víctimas, al movimiento, como impulso a la lucha que libra el campesinado hondureño.

Desde anoche fue una manifestación tranquila, pese a la tensión causada por los elementos armados en el lugar, según miembros del OPDH,  se bloqueó la carretera y poco a poco se levantaron pequeñas “champitas” (tiendas), donde los y las campesinas pretenden permanecer por tiempo indefinido, hasta que se les escuche sus peticiones.

Entre las acciones a seguir, los y las campesinas procederán a cosechar la fruta de palma africana de esa finca, para su comercialización, pues la necesidad por alimentarse es muy grande, y no hay medios de producción y trabajo disponible.