lunes, 19 de mayo de 2014

Protestan en San Cristóbal en apoyo al EZLN. Exigen justicia por la muerte de “Galeano”

excelsior.com.mx
Por Elio Henríquez | La Jornada

Más de 200 personas adherentes de la Sexta Declaración de la Selva Lacandona se manifestaron hoy en esta ciudad para expresar su respaldo a las bases de apoyo zapatistas y para exigir justicia por el asesinato de José Luis Solís López (Galeano), ocurrido el pasado 2 de mayo en la comunidad de La Realidad, municipio de Las Margaritas. 


En un pronunciamiento leído al iniciar la protesta poco después del medio día en la Plaza Catedral, los manifestantes aseguraron que “el ataque” ocurrido en La Realidad constituye “un acto de guerra dirigido contra el proyecto de autonomía zapatista” y forma parte de la “guerra de exterminio que se reposiciona frente” a los pueblos rebeldes.

Aseguraron que “el ataque no es un acto aislado sino una clara estrategia aplicada en todo el territorio zapatista para disfrazar como conflictos intracomunitarios lo que es una clara ofensiva del Estado” y para lo cual “utiliza de manera cínica a diferentes organizaciones campesinas que olvidaron sus principios de lucha a cambio del dinero que el gobierno invierte en comprar conciencias”.

Reiteraron: “Esta es una guerra contra los pueblos que de forma pacífica construyen con trabajo, mucho esfuerzo y alegría una alternativa de vida; esta represión también se ha extendido a quienes asumen una posición antisistémica sumándose a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona”. Los manifestantes, muchos de ellos procedentes de otros países, se sumaron “a la exigencia de justicia” por el asesinato de Galeano y exigieron que “cese la impunidad de la que gozan las organizaciones que hostigan y atacan a las comunidades zapatistas a cambio de las migajas del gobierno”.

Los adherentes de la Sexta colocaron flores, velas, mazorcas de maíz blanco y amarillo y la imagen de Galeano al pie de la cruz ubicada en la Plaza Catedral.

También colocaron una manta con la leyenda: “No más paramilitares en las comunidades zapatistas”.

Como parte de las acciones de apoyo a los zapatistas y de protesta por el asesinato de Solís López, que concluirían por la noche, hubo música en vivo, recitales de poesía y una exposición de pintura, entre otras actividades.