lunes, 24 de marzo de 2014

34 años después del martirio de Mons. Oscar Arnulfo Romero

Por CoLatino | Voces | Simpatizantes FMLN

A 34 años de la muerte de Monseñor Oscar Arnulfo Romero, su palabra y presencia se mantiene viva en el pueblo que tanto amó, por eso, diversas organizaciones conmemoran su martirio.

Fue asesinado por
Marino Samayoa Acosta, un subsargento de la sección II de la Guardia Nacional, y miembro del equipo de seguridad del ex presidente de la República, coronel Arturo Armando Molina, la tarde del lunes 24 de marzo de 1980, cuando el Arzobispo oficiaba una misa en la capilla del hospitalito Divina Providencia.


34 años después, las acciones judiciales no han podido esclarecer el magnicidio en su totalidad y los nombres de varios de los autores intelectuales siguen siendo un misterio. Hasta hoy, uno de los sospechosos había sido el doctor Héctor Antonio Regalado, quien por varios años se encargó no solo de la seguridad de la Asamblea Legislativa, sino de la seguridad del mayor Roberto d’Aubuisson

Sin embargo, la Comisión de la Verdad, al referirse al doctor Regalado, dice: “La Comisión no encontró evidencia persuasiva de que él hubiera participado en este asesinato, aunque recibió suficientes pruebas para concluir que Regalado no sólo formó su propio escuadrón de la muerte en el pueblo de Santiago de María, sino, también, coordinaba y capacitaba las redes de d’Aubuisson en la capital”.

Romero fue asesinado por los Escuadrones de la Muerte, cuando ostentaba el cargo de Arzobispo de San Salvador. Su voz domingo a domingo denunció las injusticias de la dictadura militar, la represión de los cuerpos de seguridad y el abuso de los sectores de poder.

Por ello, la Comunidad de la Cripta se muestra alegre que el Gobierno actual ha reconocido la trayectoria de Mons. Romero, y ha dado lugar a su imagen, al igual que la decisión de la Asamblea Legislativa, que en la Sesión Plenaria de este jueves, aprobó nominar al Aeropuerto Internacional con el nombre del arzobispo mártir.

“Debemos sentirnos orgullosos que se reconozca el trabajo de Mons. Romero”, afirmó María Teresa Alfaro, quien recordó que desde hace mucho tiempo en países de Europa y otras partes del mundo, el nombre de Mons. Romero es reconocido y respetado.

Además, comentaron que en los 15 años de trabajo como Comunidad de la Cripta, han logrado que el mensaje de Mons. Romero se mantenga vivo y llegue a los jóvenes quienes  deben conocer su historia, el por qué le asesinaron “para que este tipo de hechos no se repitan en El Salvador”.

En la Cripta se tiene desde hace 15 años un espacio para las comunidades, para tomar fuerza y seguir adelante, y además es un espacio para la denuncia. Domingo a domingo, la Comunidad la Cripta celebra una eucaristía a las 10 de la mañana, en la cual se difunde el mensaje de Mons. Romero, y se reflexiona sobre él. Hoy en día es un referente importante para la comunidad religiosa y sobre todo para los seguidores de Mons. Romero.
El presbítero Joaquín Meléndez señaló que Romero tiene la capacidad de identificar a los más necesitados, dándoles esperanza y una ilusión de vida, lo que ha permitido fortalecer la lucha diaria de El Salvador. "Monseñor Romero fue un sacerdote que representó la humildad, que prefirió estar entre las personas más necesitadas, que entre ricos y pudientes del país, ese acercamiento fue lo que permitió que creciera como profeta, dado que sintió el sufrimiento del pueblo que clamaba en esos momentos por paz", agregó.

Religiones conmemoran al “profeta de El Salvador y del mundo”

Representantes de diversas religiones se unieron para conmemorar el martirio de Monseñor Oscar Arnulfo Romero, al que consideran “profeta de El Salvador y del mundo”, esto debido a la conciencia social que el religioso demostró en su actuar.

Los líderes religiosos consideraron que Romero fue una persona muy valiente para su época, ya que desde la luz del evangelio desenmascaraba las acciones injustas impulsadas por los grupos de poder de la época, especialmente de la derecha de aquel entonces.

Asimismo, los religiosos consideraron que actualmente la sociedad salvadoreña vive una situación similar a la que se vivía previo al martirio de Romero, ya que actualmente la derecha impulsa diferentes medidas de presión para garantizar el regreso al poder.

En su tiempo el obispo mártir consideró que la derecha salvadoreña era sinónimo de injusticia social, lo que actualmente coincide con lo externado por figuras importantes de la derecha, especialmente del partido Arena, que consideran que invertir en programas sociales es despilfarro de los fondos públicos.

Medardo Gómez, obispo luterano, comentó: “Monseñor Romero, nos apasionó por su entrega para defender la vida, para caminar con los necesitados, para que se hiciera justicia con los pobres. Lo maravilloso de él es que se pareció a Jesucristo”, afirmó.

Procurador aprueba cambio de nombre a Aeropuerto Internacional


El Procurador para la Defensa de los Derechos Humanos, David Morales, felicitó a la Asamblea Legislativa por aprobar el decreto legislativo que denomina al Aeropuerto Internacional de El Salvador: Monseñor Óscar Arnulfo Romero y Galdámez.

Monseñor Óscar Arnulfo Romero dedicó su vida al servicio de la humanidad y la defensa de los derechos humanos, fue un mártir que predicó la justicia, hizo señalamientos de los problemas que afectaban a los más débiles y llevó la palabra de Dios a la sociedad salvadoreña.

Canonización

El Padre Trinidad de Jesús Nieto, coordinador del Comité Nacional Monseñor Romero, anunció que en el proceso de Canonización de Monseñor Romero, se encuentra en trámite de investigación de un grupo de “jueces”.

Nieto calificó como una noticia “refrescante” el  avance del procedimiento en la Santa Sede, en Roma, Italia. “En el proceso de canonización hay un grupo de jueces que investigan para que no haya señalamientos posteriores, – y por ahora- todo camina bien, no sabemos cuando finaliza este proceso, pero han dicho que para América Latina hay tres canonizaciones”, dijo Nieto.