jueves, 19 de diciembre de 2013

Fin del conflicto en BEPENSA Dominicana (Coca Cola)

Foto G. Trucchi | Rel-UITA
Patronal asegura libertad sindical e investigará prepotencia de supervisor

Por Giorgio Trucchi | Rel-UITA

El pasado 2 de diciembre, decenas de trabajadores protestaron frente a la planta central de Bepensa Dominicana SA (Coca Cola) en Santo Domingo, exigiendo el reintegro inmediato de dos compañeros despedidos en el centro de distribución de Barahona, así como la cancelación del supervisor Leonardo Marmolejos. Después de una larga negociación, las partes alcanzaron un acuerdo y pusieron fin al conflicto.

Rudy Pérez y José Julián Trinidad, el primero de ellos delegado del Sindicato Nacional de Trabajadores de Bepensa Dominicana SA (SINATRABEDSA) en Barahona, habían sido acusados de ser “trabajadores conflictivos” y, sucesivamente, fueron despedidos sin el pago de sus prestaciones.

“La protesta que desarrollamos frente a la planta central en Santo Domingo y la repercusión que, gracias al portal web de la Rel-UITA, tuvo a nivel internacional, obligó a la empresa a reunirse de urgencia con nuestro comité negociador”, dijo a La Rel Rafael Vega, secretario general del SINATRABEDSA.

Durante la reunión, las partes abordaron la problemática que había surgido en el centro de distribución de Coca Cola en Barahona, y la gerencia de Bepensa Dominicana SA  informó que ya había enviado a una comisión especial al lugar para que investigara lo ocurrido.

“Nos aseguraron que Bepensa Dominicana SA va a continuar con su política de respeto irrestricto de las libertades sindicales, que investigará al supervisor Leonardo Marmolejos y que, de encontrarlo responsable de cualquier acto de prepotencia u hostigamiento, no vacilará en tomar las medidas necesarias”, explicó Vega.

El secretario general del SINATRABEDSA dijo también que, aunque no se pudo lograr la reinstalación de los dos trabajadores despedidos, se obtuvo que la empresa se comprometiera al pago de todas sus prestaciones.

“Finalmente decidimos poner fin al conflicto y normalizar la situación en la empresa. Sin embargo, vamos a mantenernos alerta, para que se cumpla lo acordado y para que no se repitan estas situaciones”, concluyó Vega.

Fuente: Rel-UITA