lunes, 4 de junio de 2012

Panamá: Se avanzó en un contexto muy desfavorable

Foto Darío Falero/Rel-UITA
El pasado 25 de mayo el Sindicato y SABMiller, alcanzaron un acuerdo

Por Gerardo Iglesias- Rel-UITA

El pasado 25 de mayo el Sindicato y SABMiller, alcanzaron un acuerdo que tiene como base principal el respeto a las libertades sindicales, en un país donde se galvaniza la arremetida contra el movimiento obrero.

Según Alejandro John, presidente del Sindicato, la empresa descontará la cuota sindical y permitirá que los dirigentes ingresen a los centros de trabajo de la compañía.

“Hemos logrado un avance en lo que refiere a las libertades sindicales, el pasado viernes 25 de mayo, SABMiller se comprometió a respetar al Sindicato y a mejorar la relación que hasta la fecha estuvo marcada por la arbitrariedad de la patronal. De esta manera, el martes 29, registramos el acuerdo ante las autoridades del Ministerio de Trabajo.

También logramos formar un comité bilateral de diálogo entre la empresa y el Sindicato que se reunirá cada dos meses. Este es un punto importante porque hasta entonces no había diálogo”, destacó John.

Consultado acerca de la situación de los trabajadores que fueron despedidos y retenidos contra su voluntad en los centros de trabajo en Chorrera y Chiriquí, el dirigente señaló: “el acuerdo tuvo una de cal y otra de arena, avanzamos en las cuestiones antes mencionadas, pero en lo concerniente a los trabajadores despedidos y suspendidos arbitrariamente, demandaremos ante las autoridades competentes de trabajo, para lograr su reintegro y el correspondiente pago de salarios.

No podemos ignorar –continúa John–, el contexto en el que se dio esta maniobra de SABMiller, acá existe una estrategia desde el gobierno nacional de perfil netamente empresarial, de destruir los sindicatos beligerantes. Para lograr este objetivo, las autoridades de Trabajo le han dado plena y absoluta libertad a las corporaciones transnacionales de ejecutar todo tipo de atropellos y arbitrariedades en contra de los trabajadores, entre otros, el despido injustificado e incluso la violación de los derechos humanos”, señaló.

Para el presidente del Sindicato, este acuerdo de no agresión que se alcanzó con SABMiller, fue posible únicamente gracias a la presión ejercida por la Rel-UITA, y el respaldo contundente que emanó del 26° Congreso Mundial de la UITA.

El presidente del Sindicato reveló que se continuará con la demanda legal contra la transnacional que retuvo a los trabajadores contra su voluntad el último 4 de mayo, sobre este punto no existe ni existirá acuerdo alguno.

Según John “los trabajadores afectados se mantienen firmes en continuar con la demanda penal por privación de libertad y estarán atentos a la conducta de la transnacional, reclamando el cumplimiento estricto del acuerdo”.

Fuente: Rel-UITA