miércoles, 27 de junio de 2012

Nicaragua pide suspender a Paraguay en OEA

elnuevodiario.com.ni
Por Radio La Primerísima/ABC color

Nicaragua planteó este martes ante el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA), que Paraguay sea suspendido como miembro de esa organización, por el Golpe de Estado perpetrado en contra del presidente constitucional, Fernando Lugo.

El embajador de Nicaragua Denis Moncada Colindres, cuestionó la presencia del representante paraguayo en el consejo permanente de la OEA, que se reunió en forma extraordinaria para analizar la crisis política en Paraguay.
"Ni la presencia física del embajador Hugo Saguier, ni su participación en esta reunión, ni el uso de la palabra ni lo planteado, convalida el golpe de Estado, ni legitima al gobierno usurpador", sostuvo Moncada.

Moncada se refirió a la destitución del presidente Fernando Lugo y a la posterior asunción de Federico Franco.

"El golpe ejecutado por la vía parlamentaria, mediante un irregular juicio, sumarísimo, rompió el orden constitucional", señaló el embajador nicaraguense, quien planteó que Paraguay, por estos hechos, sea suspendido en su condición de miembro de la OEA.

Nicaragua planteó un proyecto de resolución para que se apruebe en la reunión.

En el primer punto, "condena enérgicamente el golpe de Estado parlamentario concretado por juicio político sumarísimo". Señala que esta situación afecta la vigencia del estado de derecho y del ejercicio legítimo del poder.

Además, exige de inmediato el retorno del presidente Fernando Lugo en sus funciones. "No se reconocerá ningún gobierno surgido de este golpe de Estado parlamentario", agrega la propuesta.

Moncada añadió que la paz y la seguridad del continente están seriamente amenazadas. Afirmó en Paraguay se concretó una "acción inadmisible".

El embajador agregó que el Senado de Paraguay juzgó al presidente Fernando Lugo por sus ideas, "al viejo estilo de la dictadura de Stroessner".

El diplomático nicaragüense calificó a Federico Franco como presidente de facto que ocupa un cargo para el cual no fue elegido.