miércoles, 28 de abril de 2010

28 de abril - Día de la Salud y Seguridad en el Trabajo

“Hay avances, pero falta mucho por hacer”

Organizaciones sindicales y gobierno piden a la empresa privada más esfuerzos y un compromiso serio con la salud y la seguridad de sus trabajadores

por Giorgio Trucchi - Rel-UITA

En ocasión de la celebración del Día Internacional de la Salud y la Seguridad en el Trabajo, el Ministerio del Trabajo de Nicaragua (MITRAB), la Confederación Sindical de Trabajadores “José Benito Escobar” (CST-JBE), que integra la Federación de la Alimentación de Nicaragua (FUTATSCON), afiliada a la UITA, y la empresa privada, organizaron de manera tripartita un Foro sobre Seguridad y Salud Ocupacional (OSS), en el que se analizó la situación en el país y los retos futuros.

Un estudio realizado en 2006 sobre accidentes laborales fatales en Nicaragua¹, reflejó un significativo subregistro en las estadísticas elaboradas por el MITRAB (aproximadamente del 226 por ciento), evidenciando la necesidad de profundizar la investigación sobre lo que de verdad está ocurriendo en el país.

Según Lucía Flores, de la Dirección de Higiene y Seguridad del Trabajo del MITRAB, “El estudio arrojó resultados muy preocupantes. Registramos 173 accidentes fatales en el 2006 y creemos que ese dato se haya mantenido en los siguientes años.

Además, el MITRAB ha registrado entre 10 y 11 mil accidentes laborales por año, lo cual da una idea del grave problema al que nos enfrentamos”, dijo Flores a Sirel.

El estudio se enfocó sobre todo en el sector formal, ya que en el informal y en el sector agrícola los investigadores no lograron tener acceso a fuentes que tuvieran datos ciertos y comprobados. Esa limitante crea aún más incertidumbre sobre la situación real de seguridad laboral en Nicaragua.

Los sectores más afectados resultaron ser el de la minería, la construcción y la electricidad.

“Ante esta situación, el Consejo Nacional de Higiene y Seguridad del Trabajo tendrá que abordar esa problemática, hacer propuestas y así implementar una verdadera acción de prevención, y un sistema de vigilancia a nivel nacional”, concluyó Flores.

Los empresarios deben tomar conciencia del problema

El grave problema que afecta a Nicaragua en materia de seguridad e higiene ocupacional fue retomado por el presidente de la CST-JBE, Luis Barboza.

“Ya comenzamos a trabajar una estrategia para tratar de mejorar esta difícil situación. En colaboración con la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN León), capacitamos a 1.800 dirigentes sindicales como técnicos en seguridad e higiene ocupacional y a 25 médicos laboralistas.

Sin embargo, nuestra meta es que en cada clínica médica provisional exista un médico especialista en salud laboral, porque hasta el momento la mayoría de las enfermedades laborales son diagnosticadas como comunes, por falta de conocimiento de los médicos”, explicó el dirigente sindical.

Barboza hizo un llamado a los empresarios para que dejen de mirar las actividades de seguridad e higiene ocupacional como un gasto, sino como una inversión.

“Lo primordial que tenemos en nuestro país es la fuerza laboral y en conjunto con las autoridades y los empleadores, tenemos que cuidar su salud”, aseveró.

El presidente de la CST-JBE reconoció también los avances logrados por el actual gobierno y con la aprobación de la Ley de Higiene y Seguridad del Trabajo, evidenciando al mismo tiempo que aún falta mucho por hacer.

“En muchas empresas se logró conformar los Comités de Higiene y Seguridad del Trabajo y esto permitió aunar esfuerzos y mejorar un poco las condiciones de los trabajadores y trabajadoras.

Sin embargo –denunció Barboza– hay casos emblemáticos de empresas que se rehusan a cambiar de actitud, como es el caso de Parmalat (Productos Lácteos Centromericanos).

Solo por solicitar al MITRAB una inspección para averiguar las pésimas condiciones de trabajo, el dirigente sindical Paublino García fue despedido, violando las leyes nacionales y los convenios internacionales”.

Bajaron los accidentes laborales

Para la Ministra del Trabajo, Jeannette Chávez, “Ese Foro demuestra la voluntad de juntar todas las partes para tratar de mejorar la situación de los trabajadores y trabajadoras.

En estos últimos tres años, hemos realizado más de 6 mil inspecciones técnicas en materia de seguridad e higiene, duplicando lo que hicieron los gobiernos anteriores.

Logramos también disminuir de un 5 por ciento la accidentabilidad laboral –continuó Chávez– y conformamos 1.578 Comisiones Mixtas de Seguridad e Higiene Ocupacional”.

La Ministra recordó también que en los próximos días se va a instalar el Consejo Nacional de Trabajo y que en lo que va de su gestión se realizó un total de 15 mil inspecciones, con el objetivo de crear una cultura de cumplimiento de las leyes laborales de parte de los empleadores.

“Lo que hace falta en nuestro país es una cultura del cumplimiento. Hemos avanzado, sin embargo hay que seguir el trabajo para que los empleadores cumplan las medidas de seguridad.

El MITRAB va a aplicar sanciones cuando sea necesario, no obstante creo que el avance en higiene y seguridad pasa necesariamente por la creación de una nueva cultura y la transformación de las relaciones y la conciencia de los empleadores”, concluyó Chávez.

Notas:

1- El estudio fue realizado por el MITRAB, en conjunto con organizaciones sindicales, el Centro de Investigación en Salud de los Trabajadores y del Ambiente (CISTA) de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN León), y con el patrocinio del Programa Salud, Trabajo y Ambiente en América Central (SALTRA).